Biogas de los purines

El Gobierno aprueba un plan de gestión de purines que incluye su valorización como biogás

El Gobierno aprobó en su último Consejo de Ministros (26 de diciembre) el Plan de Biodigestión de Purines, que contempla la implantación de procesos tecnológicos de metanización de estos residuos ganaderos para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y permitir su valorización energética con la producción de biogás. El plan abarca el periodo 2009/2012 y está dotado con 40 millones de euros.

El Consejo de Ministros aprobó el pasado 26 de diciembre el Plan de Biodigestión de Purines para la reducción de los gases de efecto invernadero, que, a su vez, forma parte del Plan de Medidas Urgentes de la Estrategia del Cambio Climático y Energía (EECCEL) del Gobierno.

El objetivo es el tratamiento de 9.470.000 toneladas de purines/año, lo que permitirá reducir 2,23 millones de toneladas de CO2 eq./año. En total, durante el período de acción del plan (2009-2012), las reducciones serían de 8,9 millones de toneladas de CO2 eq.

Para alcanzar este objetivo, el plan contempla la implantación de procesos tecnológicos de metanización de los purines para la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) y, para las zonas de alta concentración ganadera, la posibilidad de complementar esta actividad con postratamientos de reducción o eliminación del nitrógeno contenido en los purines.

La mejor tecnología y procesos flexibles
Junto con la metanización de los purines y la valorización energética del biogás, el plan incluye, de forma complementaria a esos procesos, el fomento de la aplicación de las mejores tecnologías disponibles para reducir las emisiones de GEI y amoníaco (NH3) en su aplicación al suelo, que incluye la metanización de purines en digestores rurales sobre balsa o digestores industriales de codigestión, en los que se puede tratar el purín de una sola granja o el de un grupo de ellas.

Mediante estas medidas se pretende dinamizar los procesos innovadores en la gestión integral de los purines, para, en primer lugar, reducir las emisiones de GEI y al mismo tiempo mejorar la aplicación agronómica de los mismos de acuerdo con las buenas prácticas agrícolas, valorizando una fuente de energía renovable como el biogás, obtenido de la metanización de los purines.

El acuerdo contempla la financiación de las medidas y actuaciones previstas en el plan por parte de la Administración General del Estado, con una aportación de 40 millones de euros para el periodo 2009/2012, que se complementarán con financiación por parte de las Comunidades Autónomas. Estas ayudas se establecerán mediante un Real Decreto que regulará las subvenciones para fomentar la aplicación de los procesos técnicos del plan.


Versión imprimible